jueves, 16 de enero de 2014

GAMONAL AL DENTE













 Tenemos una amiga que hace lo menos 12 años vive en Burgos. La bella Burgos, que parece formar parte de un precioso cuento de Hadas y cuando cae la nieve, directamente es un sueño de luces doradas y techos nevados.
Ha sido venir nuestra amiga a visitarnos, y fijáos la movida que se ha instalado en el barrio de Gamonal !

Hasta los chinos de Beijing estan enterados donde queda el Gamonal y lo que es todavía mejor, ya estan pensando instalar una casa de comidas típicas chinas. Gamonal al dente !

¿Que ha motivado tanto cacharro volando por los aires? Que el Alcalde, como casi todos los políticos que se la creen, ha tenido un zumbido de oídos de hace tiempo.

El zumbido le viene provocado por un tal MENDEZ POZO, hombre muy comprometido con empresas de la Construcción, pero con mala suerte: obra que decide construír o ceden los terrenos y se convierten en un precipicio - que al fin y al cabo los precipicios no son otra cosa que pozos excavados en exceso - o quiebran las financieras que ponen la pasta, o el alma mater del emprendimiento cambia de asesores y sale huyendo de los proyectos del tal MENDEZ POZO.

Así las cosas, andaba este frustrado constructor, zumbando como dijimos los oídos del Alcalde de Burgos, calentándole la frente con esto de hacer un diseño urbanístico de alta performance en el barrio del Gamonal, por una bicoca que en los planos y eso, con 8 milloncetes de euros, está la obra hasta con embaldosado de granitos.

Pero hete aquí que el vecindario - que conoce bien los zapatos que se calza tanto el Alcalde como don Mendez Pozo - se han arremangado las camisas y los pantalones y meta echar piedras y cuando se cansaron de la pedrada, a la carrera a formar pirámides de gomas en desuso y prenderles fuego.

Qué espectáculo ! Altos fuegos, humeantes y negros dando vida y color al Gamonal !
Para esto llegaron “200 efectivos de la Unidad de Prevención y Reacción, así como de la Unidad de Intervención Policial-, y por culpabilizar a elementos radicales externos al barrio de los incidentes no han tenido éxito, de momento. “ tal como consigna la periodista Monserrat Dominguez – Directora Editorial del Huffington Post, de la fecha ( 16 / 01 / 2014 ) en su “Memorandum para Rajoy” .



Por ahora el Alcalde Don Javier Lacalle - atónito contemplado el éxito obtenido por el vecindario - ha optado por guardar el proyecto , y coserse la bocota.

Como decía un abuelo observando la marea encabronada de vecinos: “Si el mismo Alcalde ha dicho que no tiene 13 mil euros para ayudar a mantener una Guardería que atiende a los pequeños de la zona, mira si va a tener OCHO MILLONES para unos aparcamientos soterrados que nadie necesita !”

1 comentario:

Rodrigo dijo...

Hola, Beatriz. Hola a todos.
¡Otra vez a toro pasado! Pues sí... parezco un mal banderillero, que busca el alivio de la cola por hurtarse a los cuernos. Pero no. No ése es el motivo. Aunque el motivo es lo de menos. A lo que vamos:

¡La que se lió en el Gamonal! Ya hay que hacer las cosas mal para que en una ciudad tan conservadora y alérgica a las movidas revolucionarias como Burgos, la gente se eche a la calle como, mismamente, bolcheviques o comunards parisinos.

¡Qué gran ridículo el de este alcalde! Tras negar cualquier posibilidad de arreglo al conflicto, envainarse su prepotencia (previa llamada al orden desde Génova -la calle, no la bella ciudad ligurina), para confesar que tras un profundo análisis de la situación (de tres escasas horas), se desdecía de lo dicho horas antes, para aparcar el "planazo".

Y es que debía de ser él el único que no era consciente de la situación que venía encima, extendiéndose la protesta a otras ciudades españolas. Y es que lo vengo diciendo: sólo se necesita una chispa lo suficientemente intensa para que prenda la revuelta y esos seis millones de parados, más otros seis que mal viven, se echen a la calle y preparen "la de Dios es Cristo".

Así es que es fenomenal,
que la lucha ciudadana,
insistente y esforzada,
se impusiera en Gamonal.

Y veremos en qué queda todo esto. De momento los detenidos siguen detenidos. La moderada violencia a prevalecido (no les han dejado otra opción) y los poderes fácticos han tenido que recular. Aventuro que esto sentará un precedente: el miedo, por una vez, ha cundido entre quienes detentan el poder, escudándose en una democracia que más parece tiranía democrática (rizando el rizo del contrasentido), donde, en nombre de la democracia, el ciudadano soberano, parece que debe de ceder su soberanía durante cuatro años a quien es elegido; y sin rechistar durante este tiempo, en mor de la legalidad democrática... ¡Qué listos estos gobernantes!

Pero Gamonal ha dicho que no. Y de momento el NO ha prevalecido. Bien por ellos.

Y bien por ti, Beatriz, por dar la oportunidad.
Un abrazo a todos.