VIVIR ENTRE LÍNEAS




Uno es bueno. Dos Malo. Tres Regular. Cuatro Genial. Cinco Canta.
El primer Uno fue Pao Pei. El era sabiduría silenciosa. Ternura agradecida. Luego llegó Dos. La casa al completo era potestad de Dos. Había risas bonitas. Tazas de té rodeadas de hermosas señoras. Y budines almendrados que la dueña del desván horneaba mientras pasaba a toda velocidad sus mágicos dedos sobre las teclas del piano.
Uno Bueno tuvo que luchar con todos los pretendientes de Dos Malo, por la sencilla razón que Dos Malo nunca quiso a Pao Pei. Tanto la amaba que aprendió a cantar el “ la” de la repostera para llegar al corazón de su amada. Ni aún su quebrada voz penetró el oscuro corazón de Dos Malo.
El pretendiente que ella eligió era un tío hosco siempre exhibiendo un abrigo de chinchillas como los top model. Pero fue convertirse en madre y desde el momento de parir Dos Malo aborreció para siempre al del abrigo. Mas aún. Le corrió con un palo de amasar hasta el final de la calle.  
Llegó Tres Regular con sus aires de emperatriz china. Odiaba a los mellizos de Dos Malo. Sabría ella por cuales razones.
Pao Pei ya había muerto - despidiéndose de cada uno - altar por altar. La buena gente le llenaba los bolsillos de falsas monedas – tal como se acostumbra en este reino – y le abrazaban a la par que le ataban en cada dedo de sus manos pequeñas cintas de colores para cuando llegara ante el Supremo y diera ante él los últimos pedidos de la gente. ¿He dicho que Pao Pei había muerto? En realidad nadie vio a Pao Pei muerto.Ninguno asistimos a sus funerales. Tan solo dejamos de verlo en la casa. Y por muchos días lloramos cada una por los rincones.
Cuando Cuatro genial hizo su entrada gloriosa en la casa, quedamos largos diez minutos sin respiración. Cuatro es perfecto. Y lo peor es que él sabe muy bien de su perfección.
No siempre está posando ni obedeciendo las órdenes de los fotógrafos que van por detrás y por delante , como enjambres . También se dedica al buen comer y a sus enormes siestas. Cuando despierta , viene a la sala a reunirse y nos mira directo a los ojos mientras ejercita los movimientos de su cuello.
Son esos instantes cuando ellas se sienten unas canallas. Saben muy bien que lo de ellas es solo una apuesta. Tres féminas luciendo sus elaboradas indiferencias, capaces de sostener la mirada de Cuatro Genial.
El se pavonea mostrando su torso desnudo, y muy de cuando en cuando suelta frases, como si fueran perros de presa: “Considero mis damas vuestra ceguera. De lo contrario vuestras tortugas no avanzarían sobre las alfombras ...”
He debido tragar mi propia risa.
Lo cierto, lo verdadero es que en la casa no hay alfombras ni tortugas. Dos Malo se ha dado un giro y hecho repicar sobre el vidriado suelo sus elegantes coturnos. Esa es su táctica. Ahora es la pequeña Cinco la que cobra protagonismo.
Cinco Canta es mas desenfadada y directa. Ella es el melindre en persona. Sabe sorprenderlo en los bordes de la siesta. Algo le dice en voz muy baja. Cuatro Genial no se da por enterado.
Algunas tardes ella inicia una canción arrobadora y la repite con pasión, seis, ocho veces . Cuatro genial apela a revisar las uñas de sus pies marcando estar ajeno a las proclamas incendiarias de Cinco.
Pero esta madrugada no ha podido más , harto de los reclamos de Amor de la pequeña y se lo ha dicho con toda crudeza:
¿Sabes por cual razón me hallo entre vosotras? Convalezco de una vasectomía, como cuadra a los que somos cumplidos machos alfa!!
Y la pequeña Cinco estallando de indignación le ha gritado:
Eunuco! Cobarde! Ni siquiera te atreves a ser padre! “






Foto: www.silviamartinezleon.com






Comentarios

Rodrigo ha dicho que…
Hola, Beatriz. Hola a todos:
¡Ops! ¿Qué tenemos aquí? Uno de esos relatos producto de la "hibris", puramente basenjiniano, inequívocamente basenjiniano, donde uno, al sumergirse en él, no sabe si se sumerge o vuela; si está visitando profundidades abisales (del inconsciente), o espacios siderales (de la intenciòn).
Los números, la magia de los números portando mensajes equívocos, sirviendo de vehículos transportadores a espacios y profundidades, a irrealidades intercaladas en la realidad.

Cháchara de mujeres, se dirá; pero no, se erraría el dicho. Hay en esta narración un universo contenido en cinco números, y sus sumas, y sus restas, y sus divisiones inesperadas y sus multiplicaciones milagrosas.
Uno Bueno, Dos Malo, Tres Regular, Cuatro Genial y Cinco Canta constituyen el mapa emocional de un instante creativo, uno de esos en que la conciencia se vuelve transversal y cruza dimensiones, haciéndonos perder el sentido de la orientación, aunque, en realidad, lo que hace es orientarnos en todas direcciones, no sólo en las conocidas, abrirnos a las mas alocadas posibilidades, quizás por eso, porqeu son posibles.

¿No nos deja (al menos a mí) su lectura (buceo/vuelo) con la sensación de ingravidez propia del que sale al exterior de las fuerzas que retienen? Pues eso.

Gracias, Beatriz, por estos fantásticos logros.

Entradas populares

Astronomy Picture of the Day

Páginas vistas en total