miércoles, 31 de diciembre de 2014

LA BUENA SUERTE

Photo: Man in Guardian Building



No es posible saber si lo que mi Mujer suele contarme acerca del mundo de su infancia es tal cual, o viene a ser producto de la imaginación que el tal Dios le ha dao !
El asunto es que me ha  confiado que, en la ciudad donde transcurrió su infancia, la gente tenía veneración por las personas de color. Tanto, que las grandes tiendas, la más emblemáticas , tenían en el portal de la entrada - al igual que los Hoteles - a una persona de color, muy joven o adulto, vestido como un generalazo con botones y alamares dorados , que se acercaban a abrir la puerta de los autos de sus clientes.
Y al momento, el posible cliente, dejaba una buena propina a esa persona.
Eran imponentes. Hombres de gran porte, circunspectos, siempre de guantes blancos, y sus gestos calcados de los caballeros ingleses.
Según decían, estas personas traían suerte. Verlos, movía a todo habitué a ese lugar, a dejar al portero sendas propinas. Porque eso sí: había que ser generoso para que la buena suerte funcionara.
Imaginad cómo sería este MUNDO , de bello, de justo, de maravilloso, si la gente se comportara como los ciudadanos de esa ciudad, donde ha nacido mi media naranja .


                         ¡¡ MUY FELIZ 2015 PLENO DE REALIZACIONES !!

1 comentario:

Albada2 dijo...

El mundo es bello y justo, cuando con o sin chaqueta con galones de atrezzo, todos seamos amables en todas las ciudades y pueblos, entre personas de todo tipo.

Feliz 2015